Main menu

La impunidad avanza en la lucha anticorrupción de América Latina

September 03, 2019

Read this op-ed in English.

Hace cinco años, todo cambió en América Latina. O, al menos, eso parecía.

Las investigaciones —que iniciaron el 2014— sobre una operación de lavado de dinero en Brasil revelaron un esquema de soborno masivo que involucra a compañías de energía y construcción. El escándalo del “Lava Jato” dejó docenas de encarcelados y miles de millones de dólares en multas, e implicó a políticos de Argentina, Colombia y Perú, entre otros países. Casi al mismo tiempo, en Chile, un escándalo de tráfico de influencias que involucra al hijo del presidente sacudió al sistema. También, en 2014, los fiscales guatemaltecos comenzaron a trabajar con una agencia anticorrupción respaldada por la ONU en un caso que provocaría protestas masivas y la renuncia y encarcelamiento del presidente.

Lo que siguió fue una campaña sin precedentes contra la corrupción arraigada que tocó a casi todos los países de la región. Muchos de los que estudian América Latina vieron esta situación como un signo de progreso: los frutos del fortalecimiento de las democracias y una clase media informada.

Hoy, sin embargo, el movimiento anticorrupción está perdiendo impulso, con varios contratiempos recientes para fiscales y jueces de toda la región. En Guatemala, las autoridades desmantelaron el organismo de la ONU que investigaba la corrupción y bloquearon a un ex fiscal general popular para postularse a la presidencia. En Brasil, las filtraciones de mensajes privados entre fiscales y el entonces juez federal Sérgio Moro han reforzado los temores de parcialidad política en las investigaciones de corrupción. La política polarizada también está obstaculizando los esfuerzos de reforma en Colombia, donde el Congreso no aprobó una serie de reformas anticorrupción respaldadas por casi 12 millones de personas en un referéndum de 2018.

El riesgo es que la región regrese a un status quo donde la impunidad sea aceptada como la norma. Entonces, ¿cómo pueden los combatientes de la corrupción en América Latina garantizar que el movimiento no se descarrile? Reformas, e instituciones más fuertes, parecen ser la respuesta. En el último número de Americas Quarterly, consultamos con expertos legales para analizar 10 políticas, leyes y estrategias diferentes, observando dónde se practicaron y si efectivamente previenen y combaten la corrupción...

Lea el artículo completo.